28 ago. 2014

EL VERANO GRITA Y LLAMA

                
      Va pasando el verano y hemos descansado, pero también nos hemos complicado, implicado con personas y luchas que merecen un esfuerzo. Nos hemos asomado a espacios, realidades, gentes que normalmente no forman parte de nuestra vida en el Campo de Trabajo en Marruecos… Ha sido tiempo para recorrer espacios distintos  y dejarnos envolver por la vida que grita y llama… con disminuidos físicos y síquicos, en una Iglesia pequeña y pobre en medio del Islán. Gracias a vosotros que tan bien nos habeis acogido.


         Y que ahora esto se concrete en opciones diarias, en compromisos pequeños o grandes, pero siempre auténticos, en pasos que nos conduzcan a algún sitio. Abrir nuestros círculos pequeños a otros..., involucrarnos en alguna lucha…, compartir lo que tenemos y somos.